Rafael Cardona
Opinión de Rafael Cardona
Por: Rafael Cardona
Los indigenismos en conflicto; AMLO, EZLN
23-Octubre-2019
 
Ya ha pasado un cuarto de siglo y la oratoria sostiene aquello denominado con clarividencia por varios extranjeros como "la genial impostura": el levantamiento indígena y campesino del "Ejército Zapatista de Liberación Nacional", reconocido internacionalmente con la misma sorpresa de los hispanos medievales cuando miraban a Moctezuma y sus papagayos multicolores.

El zapatismo enquistado en tierras chiapanecas, donde aún controlan amplias zonas denominadas "Caracoles", ha permitido un enclave de relativa autonomía y la casi obligatoria presencia de los asuntos indígenas en planes y programas de gobierno, tanto de una tendencia ideológica ­como de otra.

Pero hoy, a veinticinco años de aquel súbito estallido de la Selva Lacandona, de la toma de San Cristóbal y la batalla de Ocosingo, con sus saldos fatales y su sangre derramada, otro indigenismo se instituye: más caricaturizado, si se pudiera, con mayor impostura, si fuera posible; el indigenismo de Morena; por el cual el Presidente de la República toma posesión de su cargo dos veces: una frente al Congreso de la Unión, en el Palacio Legislativo, y otra en el Zócalo de la Ciudad de México, con ritos de sahumerio y copal, para recibir el bastón de mando de los pueblos indios; todos, menos los zapatistas, los únicos cuya movilización ha logrado (a medias), aquello de "nunca más un México sin nosotros".

Hábil como es para la magia mediática, "Galeano" (antes Marcos), ha enviado a su personero, el subcomandante "Moisés", a lanzar el desafío de las comunidades libres y autogestionadas, del "buen gobierno" y desde el Caracol "La realidad", le disparan a bocajarro al gobierno cuyo impostado ritual de solicitarle permiso a la "Madre Tierra" ­para iniciar la obra de un tren turístico en la zona maya de la República, no los convence.

Quienes vieron en esa puesta en escena una expresión respetuosa hacia los usos y costumbres de los pueblos originarios, hoy escuchan la voz de "Moisés" que dice:

"Aunque consulten a miles y millones, no nos vamos a rendir. Aunque le pidan permiso a su chingada madre, no nos van a doblegar".

La comandante Everilda fue aun más incisiva: "…no permitiremos ningún proyecto que destruya la vida de la humanidad y la muerte de nuestra Madre Tierra, porque ­detrás de todo esto están los intereses de los grandes capitalistas nacionales y transnacionales".

Y luego estas palabras, como si fueran tomadas de un manual cuyos dictados se repiten fervorosa, cansinamente, desde hace años y años:

"…Por más que intenten humillarnos con las fuerzas ­represivas como es la Guardia Nacional, no descansaremos en defender nuestra Madre Tierra porque en ella nacimos; en ella viviremos y en ella moriremos. No nos rendiremos, no nos venderemos ni claudicaremos y mucho ­menos traicionaremos la sangre de nuestros compañeros caídos en la lucha…"

Sin piedad alguna, los zapatistas, han descalificado la raíz indígena del gobierno actual y le niegan valor a la "Cuarta Transformación" y anuncian una "red de resistencia" en contra del nuevo régimen.

Aquí destacan dos cosas: el indigenismo militante ha sido monopolizado por el EZLN, al menos en los medios, y el indigenismo "oficial" de la Cuarta Transformación tiene un obstáculo enfrente.

Real, significativo, aparente, publicitario o fantasioso, pero lo tiene. Y eso complica la imagen. Y las apariencias son parte sustantiva de este planteamiento transformador,

Éste es el tono:

"… (Milenio).- el "Comandante Galeano", comentó que la decisión de oponerse a los proyectos de Obrador fue resultado de una votación interna.

"Consultamos, y dijimos:

— "Bueno, si nosotros decimos esto ¿qué va a pasar?

Nos vamos a quedar solos, nos van a decir que somos marginales, que estamos quedándonos fuera de la gran revolución… de la Cuarta Transformación o de la nueva religión (o como quieran llamarla), y vamos a tener que remar contra corriente otra vez.

"Pero no es nada nuevo para nosotros y nosotras eso de quedarnos solos. No tenemos miedo de ser zapatistas y lo ­vamos a seguir siendo".

Los zapatistas se oponen a todos los proyectos; el Transístmico, el Tren Maya y hasta la siembra de los árboles en el millón de hectáreas anunciada por el Presidente.

Rechazan todo, o casi todo, como, por ejemplo, la "leva" de 50 mil jóvenes para la Guardia Nacional y la actualización del Tratado de Libre Comercio con Canadá y Estados Unidos, el cual entró en vigencia el día de su alzamiento.

Todo esto, en verdad, no impedirá los proyectos. Quizá alguien lo tome en serio, pero por lo pronto es una piedra ­zapatista en el zapato.

elcristalazouno@hotmail.com

Twitter: cardonarafael
Columnas
El pleito y la camorra rebasan a Morena

Los Morenos reniegan de sus herencias, del PRI, del PRD y de otros partidos, pero lo cierto es que dirigentes y militantes actuales surgieron en su amplia mayoría de las filas del tricolor o llegaron...

[ ver más ]
Por el mal se llega al bien

A veces no queda sino recurrir a la sabiduría popular y las viejas verdades del pueblo bueno: "…No hay mal que por bien no venga". Tras el fiasco de la Guardia Nacional, el Ejército y todos...

[ ver más ]
México, uno de los mercados más atractivos para invertir

Según Oxford Business Group, es uno de los más promisorios Sea lo que sea, México sigue siendo uno de los mercados emergentes más abiertos y atractivos para el comercio y la inversión extranjera...

[ ver más ]
AMLO incomunicado cuando viaja

El jueves pasado, el Presidente Andrés Manuel López Obrador, tenía planeada una gira de trabajo para Oaxaca. En los momentos que ocurrió la detención de Ovidio Guzmán López, hijo de Joaquín...

[ ver más ]
Exigencia unánime para que Durazo comparezca en Senado

Efectivamente y como lo dijo el senador Dante Delgado Rannauro, "los problemas no se resuelven nada más con buenas intenciones", esto, al referirse a la urgencia de que el secretario de Seguridad y...

[ ver más ]
El panista que se convirtió en "soldado del obradorismo"

Eran las 13 horas del jueves 17 de octubre. Dos horas antes del fallido operativo en Culiacán para capturar a Ovidio, el hijo de El Chapo Guzmán. Fuera del salón de sesiones del Senado nos topamos...

[ ver más ]
A ver loco lo vas a soltar o cómo quieres el baile

La semana pasada le comenté, cuando se registraron los hechos de Culiacán que el riesgo era mayúsculo porque los aliados del "Chapo" están dispuestos a morir en la raya. Qué quiere decir, bueno...

[ ver más ]
El clamor es que renuncie, pero Alfonso Durazo come y duerme tranquilo

Si alguien es responsable del papelazo mundial de México por el culiacanazo del jueves pasado, es sin duda el sonorense excolosista, exfoxista y expriísta Alfonso Durazo a quien, afirman sus...

[ ver más ]
Lo que deben saber los senadores

Como están las cosas en México, el Senado debe tener el mayor cuidado en la selección del presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), asegurarse que de verdad tenga el...

[ ver más ]
Otras columnas
Bajo reserva
El Universal
Trascendió
Milenio
Itinerario político
Ricardo Alemán
Política cero
Jairo Calizto Albarrán
Cuenta corriente
Alicia Salgado
En privado
Joaquín López-Dóriga
Historias de reportero
Carlos Loret de Mola
Canelafina
Rubén Cortés
 
Más información
 
Senado de la República
Senado aprueba etiquetado frontal de alimentos
De última hora
Sorpresa y tensión en Bolivia: Morales amarra reelección
PAN en Senado pide adelantar comparecencia de Durazo
Hospitalizan a Jimmy Carter, ex presidente de EU
 
 
Síguenos en:
Un desarrollo más de Webon.mx